Resumen del seminario Antropología Médica: enfoques y aplicaciones.
 
Autor: Rafael Tomás Cardoso


Rafael Tomás dio inicio al seminario con una primera sesión de carácter introductoria a la temática de la jornada. Y a través de su presentación, invitó a una puesta en valor de las miradas integradoras y multidimensionales de la salud y enfermedad, así como de los sistemas de cuidado y atención sanitaria. Articuló su propuesta a través de una presentación histórica de los múltiples desarrollos en el ámbito fronterizo de la Antropología y la Medicina, de concepciones holísticas de la compleja realidad humana, y más en particular, de los fenómenos de la salud, la enfermedad y su afrontamiento por parte de las personas, comunidades y sistemas sociales. Para, a continuación, presentar distintas aportaciones y campos de aplicación recientes, desde múltiples aproximaciones antropológicas a las dimensiones socioculturales, ecológicas y biosociales de la salud, la enfermedad, el cuerpo y los cuidados, en distintos contextos y poblaciones humanas.

La antropóloga física y técnico de “Acción Contra el Hambre” Noemí López presentó un descriptivo ejemplo de la aplicación de los enfoques antropológicos a la intervención en salud con poblaciones en contextos de emergencia nutricional. A través del proyecto de intervención con comunidades de Mali, para abordar el problema de la malnutrición aguda infantil, se puso de manifiesto la utilidad de operativas basadas en un enfoque integrador y comunitario, centrado en el adecuado conocimiento de los contextos y estructuras locales, y la participación y protagonismo de los agentes sociales. En esta estrategia de acción participativa en la mejora de la salud comunitaria, destaca la apuesta del proyecto por la figura de los “agentes de salud” como promotores y actores locales de la intervención comunitaria, que están garantizando la eficacia en la comunicación, la adhesión a los tratamientos y la retroalimentación de información sociocultural relevante con los coordinadores del proyecto, para una mejora continuada de sus actuaciones y sus resultados en la salud y bienestar de las poblaciones y comunidades objeto de intervención.

El célebre antropólogo biosocial Barry Bogin mostró, a través de una síntesis de sus trabajos desarrollados durante varias décadas con poblaciones centroamericanas en torno a los procesos de crecimiento y la evaluación nutricional, los efectos sobre la salud de determinadas poblaciones y comunidades mayas mexicanas y guatemaltecas de los procesos de globalización, los cambios en su dieta, de estilos de vida y referentes culturales, manifestados en los impactos de estas transformaciones sobre el crecimiento, la obesidad y otros indicadores biosociales del bienestar y calidad de vida de las poblaciones. Como contrapunto, el profesor Bogin también nos mostró la otra cara más positiva de la plasticidad que caracteriza a la biología humana, a través de los efectos observados en mejoras sobre la talla, la salud o el desempeño escolar, en las jóvenes generaciones de hijos y nietos de migrantes de origen maya instalados en Estados del sur de los Estados Unidos. Aportando evidencias, con todo ello, de la importancia del impacto, en ambas direcciones, de las condiciones ambientales y socioeconómicas en las que se experimenta el proceso de desarrollo de nuestros niños y jóvenes, sobre el estado de salud de las poblaciones.