Obesidad: biología, nutrientes y emociones
Dijo Grande Covián: ”La obesidad es la consecuencia inevitable del consumo habitual de dietas cuyo valor calórico es superior a las necesidades de energía del sujeto” y el pensamiento popular se refleja en frases como: “El peso se puede controlar si se come menos y se hace ejercicio”. Esta noción no deja de ser simplista y contribuye a favorecer el estigma al que se ven sometidas las personas que padecen obesidad. En esta charla repasaremos el poderoso y preciso sistema biológico que intenta mantener el peso dentro de un rango relativamente estrecho, cómo el cerebro es responsable de integrar las señales periféricas para llevar a cabo este cometido y cómo pueden influir factores genéticos y medioambientales, especialmente los acontecimientos estresantes.